¿Cuáles son tus necesidades?

Para tener una piel saludable a lo largo de los años, es fundamental que conozcas cuáles son los cuidados que necesita en las distintas etapas de la vida.

¿Cuál es tu tipo de piel?

Ahora que ya conoces tus necesidades, identificar tu tipo de piel es el segundo paso para poder elegir el tratamiento adecuado.

Productos que toda rutina y cuidado facial debe tener

A la hora de comprar, recuerda tener en cuenta tus necesidades y tipo de pelo. En Falabella.com tenemos productos específicos para ti.

Limpiadores

La limpieza del rostro es el primer paso para un cuidado eficaz. Los desmaquillantes, aguas micelares, espumas o geles, eliminan la suciedad, el sudor, el maquillaje y preparan la piel para absorber de mejor manera los componentes activos de los demás productos.

Exfoliantes

Cada cierto tiempo es importante retirar las células muertas de la piel, que dan un aspecto grisáceo, y así, favorecer el recambio celular. Se recomienda aplicar dos veces por semana dependiendo de tu tipo de piel.

Tónicos

Eliminan cualquier residuo del limpiador, las mascarillas o exfoliantes. Además, refrescan la piel y restablecen su pH natural.

Sérums

Para problemas específicos como el acné, la rosácea, las marcas o manchas en la piel. Estos productos contienen una concentración elevada de componentes activos que penetran las capas más profundas de la piel y tienen una rápida absorción.

Hidratantes antiedad

Ayudan a retener el agua en nuestra piel, estimulan la renovación celular y la formación de colágeno. Idealmente, hay que usarlos en la mañana y en la noche.

Contorno de ojos

La piel ubicada en la zona de los ojos es hasta 10 veces más fina que el resto del rostro y propensa a manifestar los signos de la edad y del cansancio. Es muy importante utilizar productos con fórmulas específicas y delicadas para el contorno de los ojos.

Protector solar

Se debe aplicar todos los días, ya sea en verano o invierno, dentro y fuera de la casa, ya que la radiación existe, independiente de la presencia del sol. La exposición a los rayos UV, es una de las principales causas del envejecimiento prematuro de la piel.

Consejos para tu rutina de tratamiento edad

Aplicar cremas en el cuello y escote

Aunque tenemos bastante interiorizada nuestra rutina facial, normalmente nos olvidamos del cuello y el escote. Sin embargo, en estas dos zonas, el paso de la edad se nota de forma mucho más evidente, por lo que es necesario aplicar hidratantes reafirmantes y redensificantes.

Siempre desmaquillarse

Antes de ir a dormir es imprescindible limpiar el rostro. No solo para eliminar los restos de maquillaje, sino para retirar el sudor o suciedad acumulada durante el día. Puedes hacerlo fácilmente con ayuda de un agua micelar y unos pétalos de algodón.

La prevención es tu mejor aliado

Es común que nos empecemos a preocupar del cuidado facial cuando aparecen los primeros signos del envejecimiento. Sin embargo, muchas de estas necesidades se pueden anticipar y prevenir con un buen tratamiento.

Hábitos alimenticios

Para lucir una piel radiante es importante mantener hábitos saludables en nuestro día a día. Esto va desde la alimentación hasta los productos que utilicemos en tu piel. Una dieta equilibrada y mucha hidratación también deben ser parte de tu rutina de belleza.

Principales ingredientes y sus beneficios

¿En qué ingredientes debes fijarte a la hora de elegir tu producto?

Retinol:

Combate las arrugas

El retinol es un activo derivado de la vitamina A que está presente de manera natural en la piel. Estimula la renovación celular y evita que las células nuevas envejezcan demasiado rápido. Disminuye las arrugas, aclara las manchas, renueva la piel, mejora la luminosidad y reduce el tamaño de los poros.

Leer más

Ácido Hialurónico:

Protege y repara la piel

Ayuda a mantener la piel hidratada y con una suave textura Sin embargo, con el paso de los años, la producción de esta sustancia va disminuyendo considerablemente. Los productos que lo contienen, promueven la reparación y protección de los tejidos.

Leer más

Vitamina C:

Iluminador por excelencia

La vitamina C es un nutriente que actúa como antioxidante en el cuerpo. Ayuda a la producción de colágeno, responsable de la cicatrización, elasticidad y fuerza de la piel.

Leer más

Niacinamida:

Perfeccionador de poros

Ayuda a reducir la apariencia de líneas de expresión y arrugas. Fortalece las defensas de la piel y optimiza los niveles de hidratación. Ayuda a reducir el enrojecimiento y las manchas.

Leer más

Coenzima Q10:

Protector de agentes externos

La vitamina Q10, es un antioxidante que ayuda a prevenir el daño de las sustancias químicas altamente reactivas.

Leer más